7 tendencias de oficinas inteligentes para 2022

¿Cuál es el propósito de la oficina en 2022?

Ahora existe presión para que la oficina atraiga a la gente y ofrezca ventajas competitivas en comparación con trabajar desde casa. Ahora vamos a la oficina para comunicarnos con nuestros compañeros y ser parte de la cultura de la empresa.

Esto, junto con un cambio en el pensamiento sobre la transformación digital y la sostenibilidad, son las principales fuerzas impulsoras de cómo será el lugar de trabajo en 2022.

7 tendencias de oficinas inteligentes (2022)

En consonancia con los cambios en los hábitos de trabajo, se están produciendo cambios en el entorno de la oficina. Los patrones de utilización y ocupación ejercen diferentes presiones sobre los bienes raíces:

¿Se está utilizando de forma óptima el espacio de oficina?
¿Se necesitan los servicios de oficina tradicionales?
¿Es el medio ambiente lo suficientemente agradable y atractivo como para que la gente quiera volver?

Como resultado, ahora estamos viendo el advenimiento de Smart Office, un lugar de trabajo que combina servicios y soluciones habilitados digitalmente para mejorar la experiencia y la eficiencia de los empleados, lograr ahorros de costos y energía y agregar valor al edificio.

# 1 – Uso de la tecnología de Internet de las cosas (IoT)

En un espacio de oficina equipado con dispositivos de Internet de las cosas (IoT), es posible medir, rastrear y controlar muchas facetas del entorno de la oficina.

Por lo general, los dispositivos de IoT contienen sensores o detectores que pueden monitorear, procesar y transmitir datos ambientales de forma autónoma a través de Internet a un servidor.

Una vez recopilados, los datos se pueden procesar y realizar las acciones adecuadas, como anunciar que una sala de reuniones es gratuita, apagar las luces después de que alguien ha salido de la habitación o enviar un SMS para notificar que hay una fuga de agua.

La información proporcionada por los sensores de IoT se puede utilizar para:

  • Optimización del diseño de la oficina mediante el aprendizaje de los hábitos de trabajo de los empleados.
  • Proporcionar un entorno de oficina agradable y cómodo mediante el control de la temperatura y las condiciones ambientales.
  • Reducir el consumo de energía optimizando la calefacción, el aire acondicionado, la iluminación, la limpieza y otras áreas de operación.
  • Apoyando la salud y el bienestar de los empleados a través del monitoreo ambiental, monitoreo del agua, limpieza más eficiente, etc.

# 2 – Comunicaciones avanzadas

Con el cambio al trabajo flexible, el uso de herramientas de colaboración y el aumento de las videoconferencias, existe una dependencia y una expectativa mucho mayores de las comunicaciones de red.

Ya sea entre el hogar y la oficina, entre una oficina y otra o dentro de una oficina inteligente, las principales tendencias de comunicación serán:

Mayor despliegue de fibra de grado empresarial para acceder a Internet, ya que ofrece mayor ancho de banda, seguridad mejorada y flexibilidad.

Mayor adopción de la tecnología 5G a medida que los proveedores de servicios aumentan su cobertura geográfica. Esto es particularmente importante para ubicaciones remotas donde 5G ofrecerá conexiones de mayor velocidad y confiabilidad en comparación con las soluciones más antiguas.

Mayor expansión de los sistemas telefónicos basados ​​en IP y las herramientas de colaboración.

 # 3 – Espacios de trabajo flexibles

Los espacios de trabajo flexibles son imprescindibles para 2022. Dado que la movilidad y la ubicación de los trabajadores cambian considerablemente, es esencial que el espacio de oficina esté diseñado con un enfoque en el empleado. Tiene que ser atractivo, seguro y cómodo para animar a los trabajadores a regresar a la oficina.

# 4 – Automatización

Los sensores se pueden utilizar para monitorear, recopilar y transmitir automáticamente datos que previamente tenía que ser recopilado por un ser humano, lo que ahorra dinero y tiempo al permitir que los empleados trabajen en otras actividades más productivas.

Las tareas automatizadas incluyen:

  • Monitoreo de temperatura de ubicaciones, habitaciones, maquinaria, tuberías, etc., con alertas automáticas que se envían cuando se detectan anomalías o temperaturas fuera de rango.
  • Monitoreo de la ocupación del escritorio para determinar cuánto espacio libre está disponible.
  • Monitoreo de ubicación, de modo que los horarios de limpieza óptimos se apliquen solo a los espacios de trabajo que se han utilizado, detección de fugas para que la administración de las instalaciones pueda recibir advertencias avanzadas de fugas de agua antes de que se vuelvan críticas.
  • Uso óptimo de la sala de reuniones al monitorear la ocupación para identificar si las reuniones realmente se llevan a cabo o si terminan temprano. Estos datos se pueden introducir en el sistema de reserva de habitaciones para proporcionar el estado de uso y disponibilidad casi en tiempo real.
  • Mejora de la seguridad mediante el seguimiento cuando las puertas o ventanas están abiertas y cerradas, lo que puede permitir enviar un mensaje a la seguridad siempre que haya alguna brecha.

 # 5 – Detección de ocupación de oficinas

Después de la pandemia, la tendencia más crítica es el trabajo híbrido, ya que la mayoría de los trabajadores comparten tiempo entre el hogar, la oficina u otro sitio conectado a Internet.

Por lo tanto, contar con un entorno amigable para los ocupantes será fundamental para la mayoría de las organizaciones a fin de garantizar que los trabajadores quieran regresar a la oficina para trabajar.

Será esencial que las empresas comprendan la utilización / ocupación de sus oficinas, escritorios y salas de reuniones para minimizar la frustración de los empleados por la falta de disponibilidad de recursos y, al mismo tiempo, maximizar el uso de bienes inmuebles costosos.

Los sensores de temperatura se pueden usar para recopilar información en tiempo real sobre la presencia humana en una sala de reuniones, con un aumento en la temperatura que indica presencia, mientras que los sensores de proximidad se pueden usar para determinar cuando alguien está sentado en un escritorio.

Una aplicación inteligente puede procesar los datos y proporcionar el estado actualizado de cualquier ubicación específica, lo que ayuda a maximizar la utilización y reduce el estrés de los empleados.

# 6 – Construyendo sustentabilidad

Con una mayor conciencia e importancia otorgadas al cambio climático y las cuestiones relacionadas con el clima, como se destacó durante la reciente conferencia COP26, el avance hacia edificios de oficinas sostenibles está aumentando.

La gente ahora exige que los lugares en los que trabajan sean eficientes y respetuosos con el medio ambiente.

Las oficinas adoptarán la tecnología y el trabajo inteligente para ser más sostenibles al:

Gestionar de forma eficaz el uso de energía y aumentar la eficiencia energética, ya que se estima que aproximadamente el 35% de la energía de los edificios se desperdicia. El análisis de los datos recopilados de los sensores de temperatura se puede utilizar para identificar:

  • Ventanas viejas e ineficientes que deben ser reemplazadas
  • Bombas de calor altamente ineficientes
  • Problemas con el aislamiento del edificio
  • Donde se pueden implementar termostatos efectivos para la gestión de la temperatura
  • Ubicaciones donde la iluminación inteligente sería beneficiosa
  • Controlar los horarios de limpieza: los sensores pueden rastrear la frecuencia con la que se utilizan los baños, escritorios y salas de reuniones para determinar cuándo se necesita limpieza. Haciendo un uso más óptimo del personal de limpieza y proporcionando datos precisos sobre los contratos de limpieza.

 # 7 – Edificios saludables

La frase edificio “saludable” es un término que se está empezando a adoptar en la vida empresarial y se utiliza para cubrir la salud y el bienestar físico, psicológico y social de las personas en los edificios y el entorno construido.

Los fundamentos clave de un edificio saludable son ampliamente aceptados para cubrir la ventilación, la calidad del aire, la salud térmica, la humedad, el polvo y las plagas, la seguridad y la protección, la calidad del agua, el ruido, la iluminación y las vistas. Al abordar estos problemas, se cree que un edificio saludable puede atraer empleados, ayudar a reducir el ausentismo y mejorar el desempeño individual y organizacional.

Fuente: DISRUPTIVE TECHNOLOGIES

Entradas Relacionadas